Quiénes somos

carlo-internationalpennants

Parece increíble como un sencillo viaje al extranjero y una visita a un estadio de fútbol hayan podido despertar en mi una pasión tan grande y una afición tan importante a lo largo de los últimos treinta años; tiempo que ha transcurrido desde que comencé a coleccionar banderines oficiales, la mayoría de ellos bordados, de clubes y federaciones futbolísticas de todo el mundo.
Regresar de mi primer viaje al extranjero con unas joyas de este calibre, se transformó, de repente, en una verdadera afición para buscar y conseguir cualquier tipo de banderín; siempre que se tratase de una enseña oficial, es decir, aquella que los equipos de fútbol se intercambian en el campo antes de los partidos internacionales o más importantes de cualquier competición o campeonato.

Hoy en día ya no existen banderines tan trabajados y únicos en su género como los que se encargaban en la primera mitad del siglo pasado. En aquellos tiempos las bordadoras eran verdaderas artistas y los clubes consideraban dichos intercambios como un símbolo de amistad y respeto hacia el equipo contrario.
En este mundo cada vez más globalizado nos encontramos con banderines serigrafiados y bastante estandarizados aunque, algunos clubes, siguen intercambiando piezas especiales encargándolas para eventos importantes (como la celebración de su centenario, etc.)

Sirva este pequeño resumen a los amigos coleccionistas para que disfruten de mi colección, aporten sugerencias o ideas para futuros intercambios y para los nuevos adeptos a esta afición tan peculiar, espero se apasionen a este gran hobby con el espíritu amateur que acompaña a cualquier gran afición, coleccionar por el simple hecho de entablar amistad y mantener contacto los espíritus afines, sin ánimo de lucro.

historico-banderines